jueves, 20 de octubre de 2011

Lecturas animadas de ayer y hoy

Ha iniciadio #Quimera2011 y a @CarambanoLibros pareciera importarle. Es oportunidad para desarrollar los dos objetivos con los que fue creado: promover la lectura literaria y vender libros. @taniahernandeza trabajó meses atrás con el fin de obtener un permiso de venta en el Parque Juárez de #Metepec. No lo consiguió. Centro Cultural @el_diezmo ofreció apoyo en ese sentido. Originalmente en sus oficinas (que estarían en plena Plaza Juárez), luego confirmó que podíamos colocar el stand en la galería María Clavel. Al final, y la razón por la que declinamos establecernos en la galería, fue que el ayuntamiento de Metepec nos consignó un espacio durante el festival cultural: un pedazo de jardín en el Mercado de las Artesanías. También conocido como Pueblito de las Artesanías por su configuración. Consideramos que el Mercado sería un lugar más adecuado para ofrecer los libros de literatura infantil y juvenil.
Colocamos el stand dos o tres días. No funcionó. Es un escenario lindo para las actividades de Quimera, además se está rodeado de aquellas familias que de verdad trabajan el barro desde hace generaciones.
Pero no llega la gente.
Es bastante triste y me parece un círculo vicioso de esos que se dan en la festivalitis burocrática. Ese foro no lo quieren perder porque es políticamente correcto, pero mandan allá los espectáculos que consideran de poca monta, lo que lo hace menos atractivo aún.
El criterio de la poca monta es otro boleto e incomprensible. Este año programaron los grupos que siempre han sido malos pero, institucionalizados, nadie es capaz de hacérselos saber (Kutsi); los grupos que nadie ha querido darles la oportunidad (Filius); o aquellos grupos que, increíblemente, sólo los organizadores de #Quimera2011 no han escuchado, como el caso de Monedita de oro, capaz de llenar cualquier escenario que les pongan.
Mientras las programaciones de un festival como Quimera no tengan un criterio real (esto no lo he dicho solo yo) y busque objetivos serios, tenderán a actividades de chiledulcemanteca. Casi siempre mediocres, muchas veces malas y, cuando la suerte nos acompaña, buenas.
A #Quimera2011 le faltan dos o tres días de actividades. Y la mayoría pensamos que ya sucedió lo bueno. Que ya vimos lo que se ha programado otros años. (Sin contar la desilusión y vergüenza de un público local que abandonó a Magos Herrera porque o no era para bailar o no cantó las oldies con arreglos fáciles).
Ni hablar.
Ya viene el Festival de las Almas y lo único que anuncia que valdrá la pena, porque nadie lo había traído antes y porque por primera vez en años se presentará en México sin cobrar, es Joaquín Sabina. Las demás actividades son repetitivas, sosas o demasiado poperas para necesitar el apoyo de una institución cultural que usa, para hacer su trabajo, dinero de la sociedad.
Ash. Yo que quería hablar de mí.
Los quiero.
Publicar un comentario